Saltar al contenido

Kelpie Australiano (Australian Kelpie)

Kelpie Australiano

El nombre Kelpie, o Each Uisge, en Galic significa “espíritu de agua bajo la forma de un caballo”, según leyendas locales se refiere al guardián de los ríos y lagos de la Escocia. El Kelpie Australiano es un excelente compañero ya que se destaca por tener un carácter activo, inteligente y sensible, sin embargo, este perro está hecho para ejercer labores de pastoreo en cuidado y guía de rebaños, aunque hoy en día esto es poco tomado en cuenta.

Este perro de tamaño mediano es resistente, ligero y ágil con excelentes capacidades físicas que combinado con una educación adecuada puede llegar a ser muy tranquilo, manso y obediente. Al Kelpie australiano le encanta realizar ejercicios, se la lleva bien con niños y otras mascotas, siente un gran apego y fidelidad hacia la familia, muestra desconfianza con los extraños, pero no es considerado un perro guardián.

Características Esenciales en esta Raza

Es uno de los perros más solicitados para el manejo de rebaños ya que es de tamaño mediano, ligero, ágil y muy resistente. El aspecto de un kelpie es similar a la de un zorro por su contorno y morfología, su cabeza es proporcionada con relación a su cuerpo, tiene un cráneo ligeramente redondo y ancho entre sus orejas, que son triangulares, erguidas, puntiagudas y muy separadas entre sí. Tiene ojos medianos, alargados y normalmente castaños pero raras veces se encuentran ejemplares de ojos claros, por su parte, el cuello se distingue por tener una especie de collar gracias a su pelaje largo y grueso. Su nariz armoniza con el color del pelaje de doble manto cuyos colores pueden ser: negro, pardo, canela, rojo o azulado.

Este perro presenta una musculatura sólida, miembros muy flexibles altamente resistentes. Tiene costillas salidas, su pecho es más profundo que ancho, espalda recta y cuenta con un lomo fuerte y musculoso. La altura promedio de este perro para machos es de 46 hasta los 51 centímetros y para las hembras entre los 43 y 48 centímetros a la cruz. El estándar de la raza no especifica un peso, pero suelen variar entre 12 y 22 kilogramos tanto los machos como las hembras. Las expectativas de vida de un kelpie varían entre 10 a 13 años, pero con los cuidados adecuados se pueden alargar un poco mas.

¿Que Sabemos de su Personalidad?

El Kelpie es un perro carismático, enérgico, trabajador, atento e inteligente, tiene un temperamento dulce, dócil, leal y abnegado. Su capacidad más resaltante es cuidar y arrear a las ovejas, pero también es común verlos en competencias de deportes caninos. Este es un perro activo y con una gran utilidad y versatilidad. La combinación de su capacidad muscular y su elasticidad lo convierten en un perro con una alta capacidad de trabajo. Por todo esto, el Kelpie es un perro recomendado para gente activa y dinámica.

Así es la Convivencia con los Humanos

Es un perro fácil de entrenar gracias a su docilidad y buena disposición para el trabajo, la naturaleza del kelpie le permite trabajar por horas. Sin embargo, estos perros se aburren con facilidad si no reciben ejercicios o estímulos suficientes, lo que podría ocasionar problemas de conducta, por lo que es necesario ejercitar a estos perros a diario sino van a recibir trabajos de pastoreo. Son conocidos por su cualidad de ser independientes, afectos a tomar decisiones propias, ventaja en el trabajo del pastoreo, pero puede llegar a ser una complicación cuando se adopta un kelpie como mascota.

Adorable kelpie australiano jugando

Al ser criado para tareas de pastoreo es muy fuerte, y muchos pueden guiar tanto como empujar. Pueden ser muy útiles para reunir las ovejas, también ha resultado eficaz con cerdos, caballos, cabras, aves e incluso renos. Al ser un perro pastor, se mantiene alerta ante los extraños, lo que resulta beneficioso para hacerlo un perro guardián, sin embargo, requiere de una socialización desde temprana edad con la familia para evitar que se convierta excesivamente celoso en su tarea de protección.

Es un buen perro de familia y se la lleva bien con los niños, sin embargo, hay que tomar en cuenta que es un perro pastor por lo que puede llegar a tratar a los niños como a su rebaño de ovejas, conduciéndolo de un lugar a otro. Es importante resaltar que el Kelpie por naturaleza suele morder los tobillos de su rebaño para conseguir sus objetivos, este comportamiento se debe corregir desde temprana edad para evitar inconvenientes en un futuro.

Tomando en cuenta que es muy activo y puede llegar a jugar con demasiada energía, lo hace propenso a que puedan ocurrir accidentes, en especial con niños pequeños, por lo que se recomienda siempre que interactúen bajo supervisión, sin embargo, con una buena educación desde cachorros donde se le enseñe que debe cuidar y proteger a los niños con cariño y suavidad, lo hará. El kelpie gracias a su carácter pacífico, suele llevársela bien con otras mascotas e incluso con gatos, por lo que no se considera peligroso y se la llevara bien con todas las mascotas del hogar.

Como cuidar el pelo del Kelpie australiano

El Kelpie australiano en general, no tiene un fuerte olor por lo que no requiere de baños frecuentes, salvo que sea utilizado como pastor, normalmente con un baño trimestral basta para cuidar su salud. Su pelaje debe cepillarse al menos una vez a la semana para eliminar la suciedad y los pelos sueltos, sin embargo, es normal que desprenda más pelos en primavera por lo que es necesario cepillarlos más durante esta temporada.

Una competencia de kelpie

Cuidados para un perro de raza Kelpie australiano

Generalmente no se presentan muchos problemas de salud con esta raza de perros y suelen gozar de una buena salud, sin embargo, tienen una predisposición genética a padecer atrofia progresiva de la retina y en algunos casos menos frecuentes pueden llegar a padecer de displasia de cadera, torsión de estómago y problemas oculares.

No es un perro para mantenerse encerrado en un apartamento e incluso puede resultar difícil convivir con él en una casa, ya que esta raza necesita mucho ejercicio físico y mental. Estos perros necesitan de un trabajo que requiera el uso de sus habilidades a diario, por eso se considera más adecuado para vivir en zonas rurales. A pesar de esto, el kelpie puede ser una excelente mascota si se le proporciona el ejercicio y la compañía necesarios.

La mayoría de los Kelpies australianos activos en un terreno rustico, naturalmente desgastarán las uñas de sus patas, por lo que generalmente no se necesita recortar, sin embargo, se recomienda revisar sus uñas una vez cada dos semanas. Los dientes deben cepillarse según las recomendaciones de un veterinario, se deben revisar y limpiar sus orejas para ver si hay suciedad, parásitos o infecciones una vez cada dos semanas.

¿Como adiestrar a un Perro Kelpie Australiano?

Este perro lleva en los genes el trabajo por lo que se debe estar preparado para proporcionarle uno que lo satisfaga, ya sea pidiéndole que traiga cosas o dándole tareas de vigilar a los niños en un parque. Al enseñarle una tarea este perro lo aprenderá y no fallará haciéndola. Su instinto es trabajar por su cuenta, pensar por sí mismo y trabajar por si solo o con muy poca supervisión, en su mente su dueño no es un jefe, lo aprecia como un socio, se debe respetar su inteligencia y no ser insistente cuando ya ha aprendido una tarea.

Es necesario que siempre realice trabajos, ejercicios y ser activo para no volverse destructivo, compulsivo, nervioso y ladrador. Por eso se recomienda realizar adiestramientos con cajas cuando es cachorro, de esa forma, le ofreceremos un lugar seguro en el que poder estar encerrado breves periodos de tiempo, si fuese necesario.

Como cuidar a un Kelpie australiano para que sea feliz

Por sus características requiere de actividad intensa y mucho ejercicio, paseos, tareas de ejercicios mentales, correr y jugar. Son indicados para entornos rurales prefiriendo familias activas amantes de la vida al aire libre. Como perro de trabajo suele estar siempre alerta, es tenaz, infatigable y resistente al frío y al calor, intrépido, ladrador y tiene grandes aptitudes, hará lo que sea para alcanzar su objetivo.

Los Kelpies australianos necesitan mucho ejercicio para ser felices. Un buen paseo (a un buen ritmo) o un entrenamiento largo combinado con el ejercicio mental de las lecciones de obediencia se debe hacer diariamente, también se debe tomar en cuenta que a pesar de que los Kelpies son muy activos también disfrutan de momentos tranquilos como sentarse en el sofá con la familia para ver una película.

Imágenes y fotos de los adorables Kelpies de Australia